mayo 12, 2020 por

Nariokotome, Kenia.Posibilitar el acceso al agua potable a la población de la zona de Nachukui, Turkana Norte, mediante la instalación de una planta de osmosis inversa. 2020

Nachukui es una población a orillas de lago Turkana cuyos 25.000 habitantes no tienen acceso a agua potable. El único pozo existente en la zona es de agua salada, mediante la construcción de una planta desaladora se podrá potabilizar el agua del pozo para que así dispongan de agua apta para el consumo humano y la agricultura.

La población de Nachukui ha sufrido durante años el problema de la falta de acceso al agua potable. Al encontrarse muy cerca del lago Turkana, cuyas aguas son salobres y no aptas para el consumo humano, de todos los pozos que se han perforado en la zona de Nachukui siempre ha salido agua alcalina.

Actualmente en el pueblo se dispone de un pozo de 50 metros de profundidad, el agua es de mejor calidad que la del lago pero aún así tiene niveles de alcalinidad muy altos y no es apta para el consuno humano. Por este motivo, con este proyecto se propone la instalación de una planta de osmosis inversa para proporcionar agua potable para el dispensario y la escuela y para toda la población en general,. posibilitando además el cultivo de alimentos en huertas organizadas con sistemas de riego por goteo.

La mala calidad del agua y el saneamiento inadecuado repercuten en la seguridad alimentaria, los medios de subsistencia y la oportunidad de educación ya que los niños dejan de ir a colegio para ir a buscar agua, y todo esto se ve agravado aún más por la situación de salud pública en la que nos encontramos ocasionada por la pandemia del Covid-19.

En el continente africano, donde la mayoría de sistemas de salud son precarios, es vital evitar la propagación de la enfermedad siguiendo las medidas de higiene y confinamiento recomendadas pero, ¿como es posible cumplir estas medidas si no se dispone de agua para la higiene personal y el mantenimiento de los huertos que permitan la subsistencia?

¿Cómo llevaremos a cabo la instalación de la planta de ósmosis?

El proceso de instalación de la planta de ósmosis inversa requiere de un período de unos 3 meses que comprende:

  • La construcción de la infraestructura que contendrá la planta
  • La construcción de los sistemas de tuberías necesarios para recoger el agua salada y llevarla a la planta así como para derivar de la planta el agua ya potabilizada al dispensario y a la fuente
  • La instalación de los paneles solares que proporcionarán la energía necesaria para el funcionamiento del sistema.
  • Y por último, la instalación por parte del proveedor de la planta de ósmosis inversa.

 Durante todo este proceso se realizará una monitorización continua para asegurarnos de que estas actividades se realizan de manera adecuada, y tras la instalación de la planta se realizará un análisis intermedio a los 3 meses (6 meses tras el inicio del proyecto) para asegurarnos de que el sistema funciona correctamente.

A los 11 meses antes de que pase el año de la instalación del sistema se realizará el informe final del proyecto, revisando que todo funciona correctamente y que la planta potabiliza entorno a los 5.000 litros de agua al día acordados para el sistema instalado. Esto nos permitirá reparar cualquier problema en la planta antes de que pase el período de garantía establecido por el proveedor.

Además, se va a contratar un servicio de mantenimiento del sistema que permitirá el control del mismo así como, el cambio de las piezas necesarias (filtros, etc) de acuerdo a las indicaciones marcadas por el proveedor para su correcto funcionamiento.

 

Los beneficiarios serán:

  • Los habitantes de la zona de Nachukui, fundamentalmente pescadores, pastores y comerciantes. Unos 4.000 personas.
  • Las personas que residen en el área que podrán beber agua cuando estén de paso; aproximadamente 45.000 personas.

La construcción de una planta de osmosis inversa para la potabilización de agua representa una solución novedosa al problema de la obtención de agua potable que no sería posible de solucionar de otra forma debido a la localización de esta población , y además el uso de paneles solares para su funcionamiento concuerda con el desarrollo sostenible que busca no solo facilitar el funcionamiento de la planta sin necesidad de hacerse cargo del coste de la energía sino que además contribuye a la preservación del ecosistema mediante el uso de energías renovables.