marzo 5, 2019 por

Lobur, Turkana. Kenia.Mantenimiento de la Escuela Infantil de Lobur

 Queremos informar sobre el proyecto de mantenimiento de la escuela de Lobur:

Objetivos y resultados propuestos en el proyecto:

-Dar la posibilidad de ir a la guardería a los niños que no pueden caminar hasta los centros más cercanos, que se encuentran uno a 4 Km y otro a 8 Km de distancia.

-Al ser una zona plagada de conflictos no es seguro para los niños más mayores ir solos sin el cuidado adecuado. Son vulnerables y susceptibles a posibles ataques.

-La educación es uno de los factores fundamentales para el crecimiento y desarrollo de la sociedad. Empezando en una edad temprana, entre 3 y 6 años, y con una formación solida, será la manera de ayudar a formar una comunidad responsable en el futuro.

-Construir una institución que pueda fomentar la integración interétnica de las comunidades, al admitir niños de todas las tribus vecinas y credos.

 

Objetivos y resultados alcanzados en el periodo que se informa:

Durante 2018, tuvimos que afrontar varios retos. Empezamos el año escolar un mes y medio tarde, a mediados de febrero, porque los padres no pagaban el pago escolar. Hemos puesto una cantidad simbólica para que los padres entiendan el compromiso con la educación de sus hijos.

Hemos conseguido que los padres entiendan la importancia de que los niños vengan al colegio, no solo por la comida sino porque han visto cambios importantes en sus hijos.

 

Actividades realizadas y beneficiarios de la mismas:

En la parte educativa, ha sido un año de adaptación al nuevo currículo instaurado en Kenia. Hemos tenido varios seminarios para los profesores poder adaptarse al nuevo sistema.

Gracias a las reuniones de padres hemos conseguido la participación de los padres en la preparación de  la huerta para los niños.

Y gracias al programa de agricultura de la misión, hemos empezado un programa de agricultura para los niños.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Empezamos el curso con 60 niños y terminamos con 75 niños.

Colaboración de voluntarios durante los meses de verano, ofreciendo a los niños nuevas actividades y apertura a otros mundos.

 Ajustes que haya sido necesario introducir :

El año 2018 ha sido un año de lluvias extremas para esta región. Esto hizo que los edificios hayan sufrido muchos desperfectos e incluso se cayó el edificio de las letrinas. Hemos tenido que reconstruir y arreglar parte de los edificios.

También hemos adaptado la parte nutricional constantemente ya que el número de niños iba cambiando.

Evaluación y aspectos positivos y negativos:

Como aspecto positivo: Hemos conseguido una constancia en el sistema educativo y nutricional de la escuela en su primer año. Lo más importante es que los padres han entendido la importancia de que sus hijos asistan a la escuela.

Como aspecto negativo: el año de lluvias extremas ha hecho que hayamos que reparar todos los edificios.