julio 11, 2018 por

KOKUSELEI, TURKANA. KENIA. Promover la educación primaria, secundaria, profesional y universitaria entre los niños y jóvenes.

¿Dónde se quiere hacer? Este proyecto busca apoyar en sus estudios a 56 niños y jóvenes del área de Kokuselei y Riokomor.

¿Por qué es importante hacer esta acción? La Comunidad Misionera de San Pablo Apóstol (MCSPA) durante sus 27 años de presencia en el distrito norte de Turkana, en Kenia, ha estado siempre implicada en apoyar los estudios de los niños de su territorio de misión.

Las escuelas existentes en la zona son escasas y mal equipadas tanto en infraestructuras como en profesorado. El nivel educativo es uno de los más bajos de todo Kenia por lo que las oportunidades de los niños y jóvenes quedan muy por debajo de los estudiantes del resto del país.

Siendo una zona remota y mal comunicada el nivel de desarrollo de Turkana en general es el más bajo de Kenia. Por este motivo la MCSPA lleva cabo numerosos proyectos de desarrollo en salud, nutrición, acceso a agua, agricultura, promoción de la mujer, etc. Pero, sembrando para el futuro, se hace imprescindible apoyar en los estudios a los niños y jóvenes, tanto en primaria, secundaria y formación profesional, puesto que ellos han de ser y son ya la base fundamental para los cambios que hacen falta en el progreso de toda la comunidad. Tener jóvenes bien formados, que puedan trabajar por su gente y conozcan oportunidades mejores a las que aspiren.

Este proyecto propone apoyar en sus estudios a niños y jóvenes de la zona de la misión de Kokuselei situada entre las comunidades de familias nómadas que se dedican al pastoreo. La mayoría de estos estudiantes se enfrentan a una dificial situación familiar ya sea a nivel económico o emocional; o destacan por sus capacidades o por su interés por el estudio, perfilándose así como futuros pilares de su comunidad.

¿Qué es? Se trata de proveer de apoyo con el coste de la escuela a unos 56 niños y jóvenes del área de Kokuselei para que puedan continuar con sus estudios durante un año. Además, es necesario proveer a los niños con otros materiales educativos así como con los elementos necesarios para acudir a escuelas internas como son la mayoría de centros educativos en Kenia (colchón, mosquiteras, jabón, etc.).

NECESITAMOS TU COMPROMISO PARA QUE ESTOS CHICOS Y CHICAS TENGAN UN FUTURO. LA EDUCACIÓN ES UN DERECHO DE TODOS. ESTO PUEDE CAMBIAR SU FUTURO.

Como colaborar